FOMO: Votos 🗳 y conciertos 🎟

Hoy hay elecciones en diferentes ciudades y estados de este bonito país que es México. Honestamente no me emociona leer mañana las noticias de corrupción, trampas y cochinadas que sucedieron durante la jornada electoral. Porque no importa quien gane, es muy triste que vivimos ya con la certeza de que seguro hubo algo corrupto detrás, que escucharemos o leeremos chismes y acusaciones por el resto de la semana o del mes. Tengo más certeza de las porquerías políticas del país, de la seguridad que tengo al caminar de noche por las calles de mi colonia regresando de un concierto o de dejar mi bolsa en la cafetería mientras voy al baño.

Escribo esto mientras escucho de fondo el concierto en vivo que Ariana Grande y sus amigos organizaron en Manchester para apoyar económicamente a las víctimas del ataque terrorista de la semana pasada en la Manchester Arena. Este concierto que sucede horas después de los ataques terroristas en Londres. Tal vez sean las hormonas o simplemente que no todo mi corazón es de hielo pero me dan ganas de llorar nada más de pensar en esta masa de personas concentradas en un solo punto para demostrar que no, no están devastadas, que no tienen miedo, que no van a dejar de disfrutar la vida porque hay un montón de personas maravillosas en el mundo y si, honestamente creo que son más que las personas que planean estos ataques, que salen al mundo a intentar hacer todo lo que está en sus manos para que uno viva con miedo.

Y ya estuvo de vivir con miedo ¿no? Realmente no tengo idea de quién pueda o merezca ganar la gubernatura del Estado de México (tampoco me voy a hacer mensa, todos sabemos que ese siempre es un indicador del estatus de la potencia política que controla el país) lo que si me gustaría es tener certeza de que mañana, después de las elecciones como por arte de magia los mexiquenses podrán salir con más tranquilidad a la calle y ya no habrá feminicidios… pero se que no se va a poder. Así que no me queda de otra más que mantener las noticias en el radar (aunque no me guste) y soñar con que un día podamos tener una clase política más digna de tener en las noticias internacionales.

Quien sabe, tal vez si tuviéramos más noticias como las de “Sin voto no hay dinero” o si supiéramos que la orden de aprehensión contra Roberto Borge realmente fuera por hacer justicia sin que de pronto un día, convenientemente apareciera preso como Duarte para subirle puntos al PRI, tal vez solo así, me emocionaria recibir a Angela Merkel previo al G8 en un país en el que el Cardenal de la Iglesia católica enfrenta cargos por encubrimiento mientras todos vemos The Keepers en Netflix porque en México eso no pasa *eye roll*

Y hablando de noticias internacionales, ¿alguien ha seguido los pasos de Emmanuel Macron? Juro que si Angela Merkel ya se cansó de trollear a Trump, Macron está listo para tomar su lugar, creo que eso nos quedó claro después del “anuncio” de Trump de salirse del tratado de París. Y como en este país estamos lejos de elegir a alguien abiertamente homosexual como presidente, pues solo nos queda seguirle el rastro ahora al primer ministro de Irlanda. Porque definitivamente seguirle el rastro a China, a Trump o a Corea del Norte ya está demostrado que es un poco deprimente, y si, es importante, pero igual de importante es voltear a ver a Trudeau exigirle al Papa que pida disculpas por los abusos de la iglesia en Canadá. Por ejemplo.

Insisto, hay gente increíble, haciendo cosas increíbles (y a veces muy graciosas) en este mundo. Vale la pena poner más atención a esas cosas para salir con mucho coraje y amor a la calle a hacer más de esas cosas maravillosas. Ya dije.

Suficiente de mi monólogo motivacional para no deprimirme con las cosas terribles que suceden en este mundo. Por eso no vamos a discutir la cancelación de Sense8 (todavía espero que HBO salga al quite) o de Covfefe (aunque nos haga reír por horas), mejor hablemos de cosas divertidas y emocionantes como el trailer del remake de “Murder on the Orient Express” o de la campaña de Canadá para evitar el sexting manipulado (¡Aplausos de pie!)

En fin, el berrinche de hoy fue largo y no tiene mucho sentido más allá de dejar ir todos mis enojos por la situación actual del mundo y del país. Sigh.

One Comment

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *